domingo, 8 de julio de 2018

REFLEXIONANDO - 2018 (48)

96/2018- SER, significa que nada hay siendo algo ni siendo el suceder de algo, por tanto, consciencia identificada con la percepción de la existencia de algo, date cuenta de que ser tú no consiste en ser tú, y tampoco en ser algo de aquello que tú creas vivir; date cuenta de que ser tú y ser todo eso que tú consideras que está siendo la existencia/acontecer de algo (tu cotidianidad), en sólo SER (ausencia absoluta de una identidad y/o de determinación) está consistiendo. He ahí que todo aquello que a partir de la percepción de ti (como si tú estuvieras siendo la existencia de algo), tú puedas pensar, sentir, hacer, crear, fabricar, nombrar, definir, conocer, soñar, desear, temer, buscar, experimentar…, con absoluta independencia de aquello que pudieras considerar al respecto, SER, y sólo SER estará siendo. He ahí que, puesto que “ser percibido” siendo la existencia de algo y/o “ser percibido” siendo el suceder de algo, sólo SER está siendo, nunca ser tú ha consistido en ser tú ni en ser tus circunstancias. Consciencia identificada (tú), date cuenta de que para ser percibido siendo la existencia de algo y/o siendo la existencia del suceder de algo, sólo Ser es imprescindible estar siendo. Para auto-percibirse, identificarse, etiquetarse siendo la existencia y/o el acontecer de algo, sólo SER es necesario estar siendo. Donde no hay juicios ni consciencia identificada, sólo Ser permanece siendo.  Para Ser, y sólo Ser, nada se necesita, pues Ser es lo único que siempre permanece siendo en total plenitud; sin embargo, para ser tú y/o para ser otro algo -para convertir SER (nada determinado) en la percepción identificada de ser tú-, nunca dejará de parecer que está faltando algo, que está  necesitándose algo, que debe lucharse por algo, que debe alcanzarse algo.  

97/2018- Ser, no está sujeto a todo cuanto obligaría la identificación consciencial con la posibilidad de estar percibiéndose siendo “un” ser. Ser, carece de todas las aparentes condiciones que exige la identificación con la percepción de estar siendo “un” ser determinado. Ser, no admite cambios, porque Ser no consiste en ser la existencia de algo que está siendo de alguna forma ni por algún motivo. Salvo la apariencia de las percepciones, nada cambia, pues salvo SER nada hay siendo aquello que pudiera percibirse siendo algo (ego). “¡No sé qué será, pero algo tiene que haber…!” -suele decirse, cuando tratamos de justificar la consciencia de la incomprensible percepción de nuestra propia existencia. Sin embargo, paradójicamente,  he ahí que “ese algo que tiene que haber…” consiste en que nada esté siendo la existencia ni el acontecer de algo. He ahí que la necesidad de la intuición de “ese algo que tiene que haber y/o existir…” suele crearse para justificar la existencia de la consciencia identificada con su propio existir. Sólo desde tu propia identificación (yo soy consciente de mi existencia, luego yo soy la consciencia de mi existencia), la percepción de las apariencias de ser la existencia y/o el acontecer de algo puede idearse, imaginarse, identificarse, crearse, conceptualizarse, modificarse, destruirse, repararse, desaparecer. Consciencia identificada (tú), ¿comprendes mejor ahora la razón de que nada perdure en la percepción de tu existencia, la razón de que todo esté siendo percibido siempre en aparente transformación, la razón de que todo pueda percibirse siempre desde infinitos prismas diferentes, y la razón de que tú te percibas como si estuvieras siendo “un ser” transitorio en busca de evolución y trascendencia? Consciencia identificada (tú), date cuenta de que todo aquello que tú percibas, tú identifiques, tú juzgues, tú experimentes y/o tú consideres que está siendo algo -que a su vez estará siendo de alguna manera de ser eso-, sólo estará consistiendo en la consecuencia de la identificación con la apariencia de que tú eres tú y de que ser tú consiste en ser algo distinto a sólo SER. Date cuenta de que verdad y mentira, positivo y negativo, feliz e infeliz, material y espiritual, etc.,... sólo son formas de percibir e identificar (egoicamente) el significado de Ser convertido en aparentes formas de ser algo.

Juande Puerta.
Publicar un comentario